• 20 de septiembre de 2021
  • 00 : 00 : 00

Nueva clase de articulaciones electrohidráulicas para robots

No es la primera vez que las arañas sirven de modelo biológico en el campo de la investigación de la robótica blanda. Los mecanismos de accionamiento hidráulico que aplican para mover sus extremidades cuando tejen su tela o cazan presas les confieren capacidades dignas de admiración y en las que se han inspirado muchos robotistas e ingenieros.

Un equipo de investigadores del Instituto Max Planck de Sistemas Inteligentes, en Alemania, y la Universidad de Colorado en Boulder, Estados Unidos, ha encontrado ahora una nueva forma de emular la estructura de las articulaciones de las arañas para dotar de una mejor movilidad a robots articulados. Gracias al nuevo diseño, a estos robots ya no les hacen falta componentes ni conectores voluminosos. Este hardware voluminoso lastra con su tamaño y con peso la agilidad y la velocidad de los robots de este tipo.

Con esta nueva tecnología se han conseguido cosas como que un robot salte 10 veces su altura.

Esta enorme eficacia no sería posible sin las articulaciones de una clase innovadora, llamada SES (por las siglas en inglés de Spider-inspired Electrohydraulic Soft-actuated joints).



Fuente: NCYT