• 01 de diciembre de 2020
  • 00 : 00 : 00

Mandioca, ¿la estrella futura de la agricultura mundial?

El dióxido de carbono alimenta la fotosíntesis, el proceso por el cual los vegetales generan su alimento en forma de carbohidratos. Los niveles de dióxido de carbono de la atmósfera están aumentando rápidamente, pero existe la incertidumbre de si las plantas de cultivo agrícola podrán emplear estos recursos adicionales para aumentar su productividad y al mismo tiempo mantener la calidad nutricional.

De hecho, ya hay pronósticos de que algunos cultivos agrícolas importantes saldrán más perjudicados que beneficiados, ya que el aumento de dióxido de carbono en la atmósfera provoca también otros cambios, algunos de los cuales son perjudiciales para diversos cultivos en zonas del mundo que tradicionalmente han sido óptimas para la agricultura.

Unos especialistas de la Universidad de Illinois en Estados Unidos y de la Universidad Monash en Australia han analizado cómo el cultivo de mandioca, que alimenta a más de 1.000 millones de personas en el mundo, se adaptará a la cantidad de dióxido de carbono prevista para la segunda mitad de este siglo.



Fuente: NCYT